miércoles, 13 de abril de 2011

¿MIENTE RAJOY?

Aznar coge del brazo a Rajoy durante la presentación de un libro

Rajoy asegura que el Partido Popular "nunca ha negociado con los terroristas" de ETA

El presidente del Partido Popular, Mariano Rajoy, se ha mostrado este miércoles "absolutamente convencido" de que ETA acabará más pronto que tarde si los partidos actúan con determinación para ello y ha destacado que, al contrario que su partido, que nunca negoció con los etarras, el PSOE "no puede negarlo". Rajoy, en la presentación de un libro sobre el expresidente del PP vasco Carlos Iturgaiz, ha destacado en dos ocasiones que "es mentira" que su partido negociara con ETA en época de José María Aznar. (13 de Abril de 2011)

El PP y sus contactos con ETA
(Antecedentes)

A pesar de los ataques a los contactos del Gobierno de Zapatero con la banda terrorista, la hemeroteca demuestra que los conservadores no siempre estuvieron tan en contra de la negociación
Cuatro de noviembre de 1998. Mes y medio después de que ETA declare un alto el fuego "total, unilateral e indefinido", el presidente Aznar autoriza conversaciones con la banda y comunica así a los españoles su decisión: "Yo he querido que los ciudadanos españoles sepan y tengan muy claro que el gobierno y yo personalmente he autorizado contactos con el entorno del Movimiento Vasco de Liberación".
Es el primer gesto de Aznar: llamar a ETA como le gusta ser llamada. Al día siguiente ETA hace público un nuevo comunicado en el que condiciona el fin de la violencia a la independencia de Euskadi. Y Aznar responde: "Por la paz y por sus derechos no nos cerraremos, sino que al contrario, nos abrimos a la esperanza, al perdón y a la generosidad". Los editoriales de la derecha son concluyentes: "Valiente paso de Aznar hacia la paz", dice El Mundo. "Es hora de la grandeza de miras", añade la prensa conservadora.
Durante 1999, se suceden los comunicados de ETA, en los que advierte de que "se reserva acciones para aprovisionarse" y alienta a la kale borroka. Pese a ello, los contactos se producen en mayo, en Suiza, teniendo a Javier Zarzalejos, Ricardo Martí Fluxá y Arriola como representantes del Gobierno.
En septiembre, el ministro del Interior, Jaime Mayor Oreja, anuncia: "Llevamos quince meses sin muertos y sin asesinatos, y nos parecía que el Gobierno tenía que dar un paso más". Ese paso más es el acercamiento masivo de 105 presos etarras a cárceles del País Vasco. Aunque Mayor Oreja ha asegurado en varias ocasiones que la política penitenciaria no la marca nadie, esta vez añade: "La cuestión esencial es demostrar y confirmar que el Gobierno asume con plena responsabilidad su papel".
Este gesto, sin embargo, no hace avanzar el proceso de diálogo. El estancamiento es interpretado por la prensa conservadora como muestra del talante de Aznar, al que llaman "el hombre tranquilo". En agosto de 1999 la propia ETA acusa al PP del uso electoralista de los contactos: "La tregua está rota por su falta de discreción y la utilización electoral del único contacto mantenido". El entonces presidente del PP del País Vasco, Carlos Iturgaiz, responderá: "¡No se puede hacer electoralismo con un tema tan importante!".
información y hemeroteca C. SER


He tratado de hacer un breve resúmen de este tema que no para y que aflora más cuando se huele a elecciones. A mi personalmente me da hasta vergüenza ya este tema, que lo único que hace es dar alas a los pocos terroristas que andarán por ahi más acojonados que nunca, porque la política y la eficacia antiterrorista esta´funcionando como no había funcionado jamás,  o que me demuestren lo contrario, claro. Pero no hay forma de que los unos se unan a los otros en este tema y vayan todos a la vez empujando en la misma dirección. No hay forma de que dejen de mentir sobre lo que han hecho y bien hecho estaba, en la lucha contra el terror y acusen sin piedad al Gobierno actual durante años de haber hecho lo que hicieron ellos, pero con una condición. Este Gobierno lo propuso en el Parlamento y este le dio el visto bueno. Y para terminar este breve comentario, que se sepa el Gobierno actual no acercó ni excarceló a nadie. El PP, por lo menos acercó presos y parece ser que también los excarceló, pero ahora no tengo las pruebas escritas. Me sorprende tanto que la población se olvide de estas cosas cuando ha pasado tan poco tiempo y se dejen manipular con estas cosas de la forma que lo hacen que no entiendo nada

4 comentarios:

Trilian dijo...

No ....no ..no negociaron con ETA, solo con el movimiento vasco de liberación, pues tiene razón el hombre ajjaajajjaj, solo les falto hacerles la reverencia, por favor que morro.Saluditos.

piedad dijo...

Posiblemente lo hemos soñado, o tal vez es que fuimos a ver una película en la que decía que el Gobierno de Aznar no negoció con Eta, o igual es que nos han abducido los extraterrestres y nos han cambiado el cerebro...

Amancio dijo...

Rajoy, no miente, lo que ocurre es que tergiversa la verdad, la mueve a su voluntad o ¿será quizás que se haya convertido en un esquizofrénico y distorsione todo? Lo cierto es que el P.P. pactó con ETA (Con el “Movimiento Vasco de Liberación”) que no somos niños ya está bien que estos de la gaviota (aves carroñeras) para ganar una elecciones tengan que apoyarse en ETA, está muy claro sin ETA el P.p. no es nadie Y ETA necesita al P.P. para que le dé cancha. Malditos bastardos los unos por terroristas el otro por mentir. Claro que con su convicción no miente de la misma forma que lleva a Valencia en sus listas a lo más granado de una posible banda de delincuentes, que lo serán si así lo dice la justicia

ICaurin

Paco10 dijo...

Por lo que habéis expresado en vuestros comentarios, parece que gana el voto afirmativo. Yo sumo el mío, porque pienso que también. No obstante, me gustaría escuchar alguna aclaración o rectificación de lo dicho, aunque sé que esto no es una práctica política por regla general y lo malo es que se empieza a repetir la misma cantinela y termina convenciendo a algunos de lo contrario a lo que fue. Si no pasa nada ni es una enfermedad, tratar de tener una España sin terrorismo y en paz. Si no tenía que ser motivo alguno de escándalo ni habría que desgarrarse las carnes por tratar de que asi sea. Si votase, en mi voto iría implícitamente el mandato para terminar con el terrorismo y las fórmulas para la terminación con él, son del Gobierno de turno. Me importan tres pepinos como se llegue al final, dentro de la Constitución y las leyes, aunque algunos no se merecen ni que eso se respete. Hacer del terrorismo bandera para ganar votos, simplemente es detestable. Todos unidos y a la vez y arrinconemoslos como bestias que son.
ICaurin. Te noto cabreado con el tema y no es bueno para la salud. Mejor di lo mismo con la calma que sé que tienes y sabes administrar y me alegra que hayas entrado por aqui y hayas hecho tu aportación.
Saludos