jueves, 20 de septiembre de 2012

PACTO FISCAL QUE PRETENDE CATALUÑA

PACTO FISCAL PRETENDIDO POR CATALUÑA

Fuente: Diario El Mundo.

El sistema fiscal general de las comunidades autónomas se regula por la ley orgánica de Financiación de las Comunidades Autónomas (Lofca) que establece que los recursos de las comunidades autónomas se obtienen fundamentalmente a través de impuestos propios o cedidos por el Estado y en participaciones en los grandes tributos estatales, además de tasas y rendimientos procedentes del patrimonio de cada comunidad. Estos recursos se ingresan en las arcas del Estado y éste, a posteriori, hace aportaciones a cada comunidad en función de diversas variables como puede ser el peso de la autonomía en el PIB estatal. En el caso de Cataluña, algunas de estas variables se actualizaron con el nuevo modelo de financiación establecido a raíz de la revisión del Estatut d’Autonomía (2006) de manera que una parte de los impuestos que los catalanes pagan por encima de la media revierte en más recursos para la Generalitat.

Sistema de concierto.

El sistema de concierto se caracteriza porque la responsabilidad sobre la recaudación tributaria recae en las diputaciones provinciales de los territorios forales que se encargan de la gestión, recaudación y liquidación de la mayoría de los impuestos. Una vez realizado esto, cada año se concreta el llamado "cupo", es decir, la aportación que la comunidad autónoma debe pagar al Estado en compensación por los servicios prestados.

Lo que pretende Cataluña

Cataluña quiere recaudar y gestionar todos los tributos mediante una Agencia Tributaria propia, estableciendo un mecanismo adecuado para traspasar a la Generalitat las competencias y los medios actualmente atribuidos a la Agencia Estatal de Administración Tributaria en Cataluña. Se trata de invertir los papeles que actualmente desarrollan Estado y Generalitat y evitar que ésta última actúe únicamente como ente recaudador.

¿Por qué hablan de expolio fiscal?

La Generalitat considera que debería ser mucho mayor el retorno de la aportación catalana al Estado. Es decir, la diferencia entre los ingresos de la Administración central en Cataluña y los gastos del Estado en territorio catalán. Pero el cálculo de las balanzas fiscales, complejo por la dificultad de regionalizar tributos como el IVA o el impuesto de sociedades, es muy dispar entre Estado y Generalitat. La última comparación pública del Gobierno que se hizo en estos términos data de julio de 2008 pero con referencia al ejercicio de 2005. En aquel momento, el Ministerio de Economía cifró el déficit fiscal de Cataluña en el año 2005 entre el 8,69 y el 8,7% de su Producto Interior Bruto (PIB). Mientras, la Generalitat calcula que el déficit fiscal catalán, en 2006, fue de 10.320 millones de euros, cuantía que supuso el 5,6% del PIB catalán, y en 2009, el déficit fiscal se situó en 11.261 millones de euros, cifra que representaba el 5,8% del PIB.

NOTA: Por Paco10

Después de lo expuesto con anterioridad y que sin duda nos ayuda a entender un poco mejor lo que pretenden algunos en Cataluña, cada cual deberá hacer su valoración de la situación y de la reunión que hoy han mantenido el Presidente del Gobierno M. Rajoy, con el Presidente de la Generalitat, A. Mas, pero lo que no parece  demasiado acertado en estos momentos es plantear reivindicaciones económicas para una parte del Estado, quizá influído y crecido por la reciente "Diada" o día de la Comunidad Catalana. Ni con las cifras dadas, que son muy importantes, en la manifestación se debería olvidar que Cataluña no la forman solamente los ciudadanos con sentimientos  independentistas y que si acudieron 1 millón y medio a la manifestación, dependiendo de quien los contase, no es menos cierto que más de 4 millones se quedaron en sus casas.

Soy partidario de un Referéndum y sé que la Constitución tiene sus cauces para ello, y llegados a este punto ¿No sería conveniente abrir puertas y facilitar el pronunciamiento de los ciudadanos de uno y otro signo y que el resultado estuviese condicionado a la no celebración de otro Referéndum en un plazo de por ejemplo 20 años?. Lo mismo hasta hay quien después de acudir a la manifestación de La Diada, da marcha atrás y no quiere tanto independentismo.

Pero hay otra parte importante que no se debe obviar. Los Catalanes tienen sus derechos y también sus obligaciones. Ni más ni menos que el resto de ciudadanos españoles y por lo tanto los demás también tienen el derecho de manifestar su opinión y su parecer y quizá tuviesen algo que decir en otro Referéndum a nivel nacional. Son ideas que me surgen sin mala idea y el día que en vez de divulgar sus peticiones, divulguen sus donaciones o contribuciones, seguramente aumentará su aceptación por los demás porque la idea que se tiene y la imagen que se vende, es que tirar tanto de la teta de la vaca hace que esta cocee.

6 comentarios:

Wafah dijo...

Estoy totalmente de acuerdo contigo, Paco, no solo no es el momento mejor para hacer reivindicaciones económicas, sino que no es solidario plantear más conciertos ecónomicos ni sistemas de cupo porque eso sería cargarse España como país. ¿En donde queda la solidaridad de las regiones más ricas con las más pobres? Aparte de que sería muy discutible por qué la mayoría de las industrias están en Cataluña y que gracias al dinero y la inversión de España tienen el nivel de vida del que ahora disfrutan. Generalizar el sistema de cupo es hacer 17 reinos de Taifas y propiciar las desigualdades entre comunidades.

Sobre tu propuesta de referendum ahí no estoy de acuerdo y yo solo pido que se aplique lo que estable ce la Constitución española. El único que puede autorizar referenda es el congreso de los diputados y además deben ser referenda a nivel nacional en el que voten todos los ciudadanos españoles y no solo los catalanes. Cualquier referendum organizado por la Generalitat catalana es ilegal y espero que el gobierno de España, llegado el caso, se encargue de hacer cumplir la ley.

Salam.

Paco10 dijo...

Creo que estamos de acuerdo y o yo me he explicado mal al final o lo has leído muy rápidamente, porque lo que tu dices es aproximadamente lo que digo yo.
Saludos

Anónimo dijo...

Quienes pagan son personas (o empresas, es decir, personas jurídicas) y aquí se pretende que se distribuya entre territorios, así que ya empezamos mal, pues mezclamos cantidades heterogéneas.
Si encima, quienes se enfrascan en estas "peleas", son políticos, estamos ante un escenario con muchas complicaciones, ya que cada parte hará uso de las cifras según conveniencias que, somo sabemos de sobra, no siempre van en función de lo que el ciudadano demanda, sino de intereses puramente políticos y, como bien dices, en estos momentos, si le preguntáramos a la gente, seguramente sus anhelos más perentorios van más por el camino de la economía que por el de la política.

Wafah dijo...

Pues si, creo que he leido muy rapidamente y además he interpretado mal. Creo que coincidimos bastante.

Salam.

trillian dijo...

En la manifestación había 1.000.000 de personas como mucho, y los otros 4 millones ? se quedaron en casa con lo cual significa, qué no están de acuerdo, y un referendu en Cataluña ....no sirve ...pa ...na.

Porque Cataluña, como Galicia, como los Vascos, como Andalucia Etc, es de todos los españoles.
Asique cuando llegue el momento (espero que nó) decidiremos, TODOS, los españoles, como debe ser.

Saluditos.

Anónimo dijo...

El partido del Sr Mas no ha sido nunca nacionalista, pero él se ha cogido a ese carro, lo que realmente quería era el pacto fiscal "la pela es la pela", pero no creo que sea momomento para reivindicar separatismos.
La situación es muy mala hay mucha gente que lo está pasndo francamente mal y peor que se pude poner peor, creo que seguimos los pasos de Grecia y la deuda es tan grande que es imposible pagarla en los plazos estipulados, los políticos podian ser un poco más responsables.
Un saludo de Marisa