viernes, 10 de mayo de 2013

15M, BEATRIZ TALEGÓN Y EL MINISTRO DE INTERIOR

Por Paco10

Me estoy habituando demasiado a ir contra lo "políticamente correcto" y me da a mi la impresión de que no voy a cambiar, porque tampoco tengo porqué.

Como sé que sigues la actualidad supongo que con el título ya has supuesto de qué puede ir el tema de hoy. No es demasiado complicado y voy a tratar de escribir mi forma de ver y entender lo que han dicho los unos y los otros, o de como a mi entender han evolucionado las formas y las ideas originales del Movimiento que inundó de esperanza este País sumido en una crisis que a mi se me escapa. No soy sospechoso de nada supongo, a estas alturas y por si acaso a continuación os dejo un enlace anterior a la "explosión" de ese movimiento social llamado "15M" y que no  es que tenga nada de profeta ni canalice a multitudes. Sencillamente escribía desde mi forma de ver las cosas, desde la lógica más elemental antes de que hubiese movilizaciones y protestas y se etiquetasen como indignados, aquellos que lo estaban, como lo estaba yo.  Así pensaba yo antes de las acampadas en Sol y otros muchos lugares de España.  Pincha Aquí .

Lo cierto es que aquél movimiento que nos hacía poner los vellos de punta a muchos comenzó a "copiar" muchas de las formas del "Mayo del 68" francés, donde no estuvieron ni el 5% de los españoles y políticos que dicen estuvieron. Las frases filosóficas, llamativas y de denuncia comenzaron a proliferar en todo tipo de soportes. Los "responsables" no daban la cara abiertamente. El movimiento asambleario daba la impresión de ser un tanto anárquico y los resultados no se reflejaban en ninguna parte. Estuve involucrado desde mi situación y mis posicionamientos y mantenía conversaciones con algunos de sus activistas. Procuré hacerles ver que aquello de que: "No nos representan", era irreal y había que limar defectos y utopías irrealizables. Había que tener presente, que: "SÍ nos representaban" y siguen haciéndolo, y otra cosa diferente es que no nos guste o no nos sintamos como tal, pero las leyes se aprueban en el Parlamento y la Constitución está vigente, por lo tanto o se negocia o se va directo al fracaso si te faltan las mimbres para llevar a cabo una revolución intelectual y social. Eso en términos generales era lo que yo mantenía y eso era lo que muchos no querían aceptar ni plegarse a ello. Pues ahí está el resultado. Analizar ahora las causas de un movimiento que pudo ser y no fue es una cuestión de estudiosos del tema. Pasado el estado febril, emotivo e ilusionante, surge dos años después una mujer joven y parece ser que de ideología socialista llamada  Beatriz Talegón que en el transcurso de una entrevista en el extranjero hace un análisis u opina sobre dicho movimiento expresándose de la siguiente forma:


"No soy muy amiga de las teorías conspiratorias, pero ya en aquel momento de ir a las manifestaciones y a las asambleas [el 15 de Mayo de 2011] empecé a ver cosas que me hacían preocuparme, y ahora ya se dice con más fuerza: hay quien plantea que detrás de todo esto [el Movimiento 15-M] puede incluso que esté la derecha",

Así ha expresado su opinión y lamento mucho tener que ir contracorriente y contra los que piensan que se ha equivocado. Si se ha equivocado que lo demuestren, porque si analizamos los resultados de las Elecciones Generales y de las Autonómicas anteriores al mes de Noviembre del 2011, los resultados no fueron precisamente un éxito para la izquierda y es que históricamente el electorado de izquierdas es crítico con los suyos, mientras que el electorado clientelal de la derecha siempre va a estar ahí. Por lo tanto si se desmotiva a alguien denunciando las políticas sociales equivocadas perderá la izquierda y no la derecha, aunque los responsables sean ellos mismos.
¿Dónde está la equivocación tan brutal y exagerada de Beatriz Talegón?. Realmente esta mujer cada vez que abre la boca alguien se empeña en que la cierre y uno empieza a pensar que hay demasiados intereses ocultos empeñados en cerrársela. Toda la vida pidiendo savia nueva en política y cuando alguien da el paso a lapidarla. No es serio ni es justo ni políticamente democrático. Ni soy su abogado defensor, ni su seguidor o valedor. Sencillamente ni la conocía de nada y únicamente ahora conozco algo de su trayectoria. Vi como Ada Colau la atacaba descaradamente en un debate en la televisión tras haber sido "acosada", "escracheada", o como quieran llamarlo. Aquel ataque furibundo no lo vi lógico ni normal y daba la impresión de que "las lobas" se disputaban su territorio. Extraño por lo menos.
Un segundo punto: El actual Ministro del Interior español, Jorge Fernández Díaz, nos sorprende de vez en cuando con declaraciones que parecen más propias de hace décadas que actuales. Por ejemplo:  “Si nos oponemos al matrimonio entre personas del mismo sexo, no podemos usar argumentos confesionales. Existen argumentos racionales que dicen que ese matrimonio no debe tener la misma protección por parte de los poderes públicos que el matrimonio natural. La pervivencia de la especie, por ejemplo, no estaría garantizada”.

Desde luego no parecen muy acordes con los pensamientos y conductas actuales y que se van integrando en el tejido social del País, pero no quiero referirme a éstas, sino a las que hizo cuando fue preguntado en una rueda de prensa en la que se trataba de la detención de etarras en Francia, por su opinión sobre el aborto. La contestación literal fue esta:

"El aborto tiene poco que ver con ETA, bueno tiene algo que ver, pero en fin, no demasiado".

Lo primero que se me ocurre pensar es que la pregunta estaba fuera del contexto del tema que se estaba tratando y que la respuesta del Ministro ni sí ni no, sino todo lo contrario. ¿Por esto hay que solicitar de forma inmediata la dimisión de un Ministro?. ¿Alguien ha pedido la del periodista que formuló la pregunta?. ¿De dónde se deduce y quien lo deduce, que está comparando el aborto con ETA?.  Se puede seguir con muchas más preguntas, pero la verdad es que no encuentro el grave error cometido en este caso por el Sr. Fernádez Díaz y es que yo creo que me estoy haciendo mayor y no interpreto lo que interpretan muchos y opinan más, sino como creo yo que se deben interpretar. En resumen; creo que ahora soy más independiente y más libre que nunca. Que siga por mucho tiempo.

2 comentarios:

trillian dijo...

A esta chica Beatriz Talegón la critican nó por él mensaje si no porque lo comenta desde su "situación privilegiada"pero quizas si no tuviese esa posición privilegiada no tendría la oportunidad de "denunciar"si no porque la critican tanto...será porque metió el dedo en la llaga, y eso duele.
Del ministro ese mejor no digo lo qué pienso definitivamente un impresentable.

Saluditos Paco

Paco dijo...

Sí puedes decir lo que quieras y lo sabes. Del Ministro o de quien te apetezca. En el tema se trata de una contestación puntual a una pregunta puntual, pero desde luego se está cubriendo de gloria el Sr. este.
De B. Talegón y o puedo añadir poco a lo dicho en el artículo, porque lo de "entradas" me parece una cursilada más de las muchas que salen en internet, pero lo mismo estoy equivocado.
Un abrazo y te echaba de menos por el blog